5 motivos para contratar un diseñador web profesional

¿Por qué contratar a un diseñador web profesional? los 5 motivos principales.

Primero vamos a analizar hasta qué punto es importante tu sitio web para el éxito de tu negocio en general. Uno antes de seleccionar a quién contratará para diseñar sus páginas web, lo normal es que se pare a pensar en si realmente la web afecta a sus ventas y en qué medida. Es lógico, porque si apenas repercute en las ventas finales, entonces uno no se gasta el dinero en contratar a un diseñador web profesional.

Todavía muchas empresas consideran que su sitio web es necesario porque estamos en el 2017 y hay que tener una web. Es decir, hay que estar por obligación, pero en realidad todos sabemos que no nos aporta gran cosa. Esta mentalidad lleva a descuidar el aspecto del sitio Web, tenerlo desfasado, sin llamadas a la acción, etc. Y lo peor de todo es que si tus página web esta anticuadas la imagen que el cliente se lleva de tu empresa es muy mala. En ese caso sería mejor incluso no tener una web que tenerla en mal estado.

También muchos piensan, ¿para qué quiero tener una web puntera si total mis clientes son de toda la vida y ya me conocen de sobra? Otro error garrafal, ya que tus competidores sí realizan buenas acciones de márketing en su web y son atractivos online. Por eso, poco a poco vas a ir perdiendo clientes, y sobre todo, estás limitando tu mercado exclusivamente a tus clientes actuales.

Entonces, como los clientes del Siglo XXI antes de comprar nada y de desplazarse hasta tu tienda van a mirar y comparar por Internet, debes tener en cuenta estos 5 motivos para contratar un diseñador web profesional:

1- Atractivo visual

¿Verdad que quieres gustar a tus clientes? Pues entonces necesitas un buen profesional, no cualquier familiar, amigo, etc. que te pueda apañar una web. La diferencia de calidad en los gráficos, la visualización del sitio web, la navegación, etc. es abismal.

2- Optimización para buscadores

Una web realizada por experto va a tener en cuenta en todo momento el posicionamiento de la misma en Internet. Al final esto es crucial, ya que por bonita que sean tus páginas si nadie las encuentra, no valen para nada. En cambio, si a la hora de realizar la web se ha puesto énfasis en la optimización SEO de las imágenes, textos, urls, etc. el resultado final variará muchísimo.

3- Diseño web a medida

Un diseñador web profesional va a tener en cuenta el propósito de la web. No es lo mismo un sitio web de catálogo de productos, que uno informativo o que uno de venta online. Por eso, en función de para qué quieres esa web la diseñará de una manera u otra. En cambio, el diseño estándar de los no profesionales a la larga disminuye mucho la utilidad de la web.

4- Sofisticación

Cuanto más profesional sea el diseñador más opciones meterá en la web haciéndola más completa. Si tienes una web muy limitada, que te permite pocas acciones para interactuar con tu público, entonces le sacarás poco partido.

5- Servicio de mantenimiento

Esto es lo que menos se suele valorar y sin embargo, es de lo más importante. Tu sitio web no es algo estático, sino que debe ser algo muy vivo. Por eso, como está el mundo tecnológico en un constante cambio tienes que poner al día tu web cada poco tiempo, y añadirle nuevas funciones. Para ello, necesitas un diseñador web profesional que se encargue de tenerla adaptada a las últimas tendencias y funcionalidades.

¿Te ha gustado el post? Si es así, compártelo.

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *